Los astrónomos persiguen desde hace más de un siglo un planeta que la cultura popular ha terminado por convertir en leyenda: el planeta X.

La agencia espacial NASA afirmó que las irregularidades persistentes en las órbitas de Urano y Neptuno “sugieren que algún tipo de misterioso objeto está ahí realmente’,algo ahí fuera, más allá de los más lejanos alcances del sistema solar conocido. Se sabe desde hace tiempo que las extrañas “maniobras orbitales” de estos pequeños mundos podrían explicarse gracias a la perturbación gravitatoria de un hipotético planeta gigante nunca visto hasta ahora.

El conocido astrónomo Michael Brown, descubridor de Eris y Sedna, ha aportado, junto a su colega Konstantin Batygin, las mejores evidencias que hay hasta ahora de la existencia de un nuevo y distante planeta gigante en los confines del Sistema Solar.

Brown y Batygin creen que el nuevo planeta pudo ser “expulsado” lejos del Sol y al espacio profundo hace miles de millones de años, como consecuencia de un “empujón gravitatorio” de Júpiter o Saturno. La fuerza sugiere la presencia de un objeto grande, como el largamente buscado Planeta X. Los dos astrónomos dedujeron la presencia del noveno planeta por la singular agrupación de seis objetos previamente conocidos y cuyas órbitas se encuentran más allá de Neptuno. Según sus datos, solo hay un 0,007% de probabilidades (una entre 15.000) de que esa agrupación se deba a una simple coincidencia. Mucho más probable es que un planeta con la masa de diez tierras esté guiando a los seis objetos en sus extrañas y peculiares órbitas elípticas, muy inclinadas con respecto al plano del Sistema Solar.  

Ya el 30 de diciembre de 1983, el periódico norteamericano ‘The Washington Post’ publicaba esta otra sorprendente noticia: “Un cuerpo celeste, posiblemente tan grande como el gigante planeta Júpiter y tan cerca de la Tierra que sería parte de este sistema solar, se ha encontrado en dirección de la constelación de Orión. La explicación más fascinante de este misterioso cuerpo, que es tan frío que no arroja ninguna luz y nunca ha sido visto por telescopios ópticos en la Tierra o en el espacio, es que es un planeta gaseoso gigante, tan grande como Júpiter y a una distancia de la Tierra de  50.000 millones millas”.

Mientras esto puede parecer una gran distancia en condiciones terrestres, está tan cerca que sería el cuerpo celeste más cercano a la Tierra, más allá de Plutón. “realmente está tan cerca que sería una parte de nuestro sistema solar “, señaló el Dr. James Houck, del Centro para las Físicas de Radio e Investigación Espacial de la Universidad de Cornell y miembro del equipo científico de IRAS. Según astrónomos británicos, el peligro que podría entrañar para nuestro planeta es que el Planeta X es capaz de desviar otros cuerpos celestes de sus itinerarios e incluso de sacarlos de sus órbitas.

El profesor de Ciencias Matemáticas de la Universidad de Arkansas, en EE.UU., Daniel Whitmire, recabó durante décadas evidencias sobre las extinciones masivas que ocurrieron en el planeta. Con la suficiente información, publicó en el periódico de la Real Sociedad Astronómica que cada 27 millones de años se registra una lluvia de cometas que atraviesa el Sistema Solar. La teoría expuesta por Whitemire es que, a medida que el Planeta X gira alrededor del Sol, la órbita levemente inclinada, impacta contra diferentes cometas del cinturón de Kuipert, lanzándolos en dirección al sistema solar interior. Los cometas no sólo chocan contra la Tierra, también se desintegran a medida que se acercan al sol, reduciendo la cantidad de luz que llega a la Tierra.

El misterio que envuelve este planeta es que era conocido por los sacerdotes sumerios hace 6.000 años, quienes propusieron que el planeta al que llamaron Nibiru trajo la “semilla de la vida”. De Nibiru habrían venido los Annunaki, unos astronautas extraterrestres que habrían tenido un papel decisivo en la historia de la humanidad…

La existencia de este Planeta X está siendo seguida por todos los observatorios astronómicos más potentes del Mundo. Son unos 500 astrónomos que buscan avanzar en la investigación sobre el “Planeta Nueve”, que representaría un nuevo hallazgo del sistema solar.

Si te ha gustado este artículo puedes darle al like y compartirlo en tus redes sociales. Además, puedes seguirnos en Facebook y Twitter para conocer todas las novedades de nuestro blog y comentar nuestros post.

Dejar respuesta