¿Por qué se abandonó las misiones lunares por parte de las agencias espaciales? todo un misterio. Se dijo que en la Luna no se hicieron descubrimientos excitantes y la emoción estaba en descubrir lo que oculta  Marte.

Los estudios llevados a cabo por los americanos y soviéticos, parecían saber prácticamente todo sobre nuestro satélite. Las fotografías, que se pueden prestar a interpretación, y sobre todo el relato de los astronautas y lo que vieron en la superficie lunar, abrió el debate sobre la existencia de ruinas extraterrestres sobre la superficie lunar.

Uno de los factores que refuerzan esta creencia, es el brusco abandono que hizo la NASA y tapar toda  posible actividad en la Luna, de retener material fotográfico, videos y transmisiones de radio, que se efectuaron durante las misiones. Lo que sí queda claro que aquel día histórico del 20 de Julio de 1.969, cuando el hombre puso por “primera vez” su pie en la Luna, encontraron lo que esperaban encontrar.

Las fotografías anteriores tomadas por americanos y soviéticos, se podían apreciar la existencia de extrañas estructuras, que por su forma y organización, sugieren un origen artificial: formaciones rectangulares que asemejan ruinas de ciudades y extrañas cúpulas; semitransparentes, forman un conjunto, que de ser origen alienígena tendría una considerable antigüedad.

Los monolitos de más de 200 metros de alto, descubiertas por el astrónomo Wiliam Blair en las fotografías tomadas por un de las sondas del programa lunar Orbiter en 1967, fueron justificados por la NASA como “efectos ópticos”, pero tienen la particularidad de estar repartidos por la superficie lunar, siguiendo un patrón regular.

Existe una fotografía descatalogada, tomada por el Apolo X que la NASA trató de ocultar y que salió a la luz gracias a investigadores no oficiales, muestra un paraje de geografía lunar en el que aparecen peculiaridades tan notables como una enorme plaza, de planta perfectamente cuadrada, junto a la que se puede observar una enorme estructura regular; al otro lado de un risco de curiosa forma, un entramado de líneas que recuerdan el trazado de las calles de una ciudad.

La conclusión que llegaron estos investigadores no oficiales es de que una civilización desconocida, tuvo hace miles de años, una base sobre la Luna.

¿Se encontraron los astronautas del Apolo XI con seres extraterrestres en la Luna?

Esta grabación pertenece a la misión Apolo XI. Los astronautas Neil Armstrong y Edwin ‘Buzz’ Aldrin fueron los testigos. En el momento en que sucedió, la emisión de televisión en directo se detuvo misteriosamente durante dos minutos. Según numerosas fuentes, Armstrong afirmó que había una presencia extraterrestre en la Luna, y los astronautas recibieron la orden de tomar distancia.

El ufólogo Timothy Good, en su libro ‘Beyond Top Secret’, describe que los astronautas vieron “extraterrestres” en la Luna. La evidencia reside en la conversación secreta entre el control de la misión y los astronautas del Apolo XI, Armstrong y Aldrin, que fue registrada por los soviéticos y por unos radioaficionados que pudieron captar un “canal reservado” para estos mensajes. Hubo testigos de la NASA que aseguraron que el fragmento de la grabación era original, pero la NASA en sí nunca lo confirmó, obviamente.

Según el Dr. Vladimir Azhazha, presidente del Centro de Ovnis de Moscú “Neil Armstrong transmitió al Centro de Control un mensaje donde informaba que dos objetos grandes y misteriosos los observaban cuando alunizaron y que incluso Aldrin realizó una grabación de los Ovnis desde el interior del módulo”.

Se pueden aventurar muchas opiniones al respecto, pero lo mejor es quedarse con las propias palabras de los astronautas norteamericanos y el diálogo que sostuvieron, ante la imprevista aparición, con el centro espacial de Houston.

Sin duda, aunque la conspiración en torno a este misterio sigue ocultando algunos secretos, los testimonios de algunos involucrados en aquellos proyectos arrojan dudas de que realmente la Luna no es un lugar deshabitado.

Edgard Mitchell, astronauta del Apollo XIV,  afirmó durante una entrevista en 1971: “Todos nosotros sabemos que los Ovnis son reales. Lo que necesitamos saber es de dónde vienen”.

El 21 de diciembre de 1968, los astronautas Frank Borman, James Lowell y William Anders, mientras tripulaban el Apollo VIII, vieron un OVNI con forma de disco, rotando alrededor de la Luna. Cuando contactaron con el centro de control se oyeron voces en una extraña lengua.

El astronauta Eugene Cernan, comandante del Apollo XVII, comentó en un artículo publicado en Los Ángeles Times en 1973: “se me han hecho preguntas y contesto públicamente que yo creo firmemente en la existencia de los Ovnis, son algo diferente, algo que proviene de otra civilización”.

El astronauta Scott Carpenter fue uno de los astronautas del Proyecto Mercury, dijo en una conferencia: “en ningún momento los astronautas han estado solos en el espacio, siempre ha habido una constante vigilancia por los Ovnis”.

Me quedo con unas palabras de Neil Armstrong ante la insistencia de unos periodistas: ”no me hagan ninguna pregunta y yo no les diré ninguna mentira…”

Una de las más extrañas preguntas sobre la Luna es por qué la NASA no ha enviado más astronautas desde las misiones Apolo y por qué no tiene intención de hacerlo en el futuro. Quizás la NASA encontró cosas en la Luna que no sabemos y es tal vez el mayor encubrimiento de la historia. ¿Cuándo serán reveladas al público?

Si te ha gustado este artículo puedes darle al like y compartirlo en tus redes sociales. Además, puedes seguirnos en Facebook y Twitter para conocer todas las novedades de nuestro blog y comentar nuestros post.

Dejar respuesta